De acuerdo con cifras del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en México ocho de cada diez empleos que se han alcanzado en la presente administración federal son remunerados con entre uno y no más de dos salarios mínimos, es decir fueron dados de alta con 4 mil 802 pesos mensuales o menos.

En los 61 meses que han transcurrido de la Presidencia de Enrique Peña Nieto se ha dado de alta la histórica cifra de 3 millones 123 mil 519 trabajadores en el IMSS, pero de este monto, 2 millones 505 mil 912 fueron inscritos por patrones que les pagaron hasta el año pasado 80 pesos como mínimo y no más de 160 pesos diarios, tomando como referencia el salario mínimo vigente en el 2017.

El año pasado el empleo cerró con una cifra récord de 19 millones 418 mil 455 trabajadores asegurados al IMSS, lo que se logró gracias a que fue el mejor año en creación de plazas formales desde 1996, con 801 mil 831 puestos de trabajo.

Pero, 42 por ciento del total de trabajadores asegurados, equivalente a 8 millones 200 mil personas, estuvieron registradas con dos salarios mínimos, es decir que cuatro de cada 10 ocupados fueron dados de alta con 4 mil 802 pesos mensuales.

José Luis de la Cruz, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento (IDIC), señaló que la implicación para los trabajadores de que estén asegurados con minisalarios es que con ese sueldo se calcula su ahorro para el retiro, por lo que si el salario con el que se dio de alta al trabajador es bajo, la pensión que recibirán al terminar su vida laboral será precaria.

Fuente: El Economista

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here