Por primera vez en la historia, la Secretaría de la Función Pública (SFP) podrá vigilar y sancionar a los candidatos, equipos de campaña, empresarios o particulares, por actos de corrupción durante las elecciones.

Este año, la dependencia federal se une a las labores de vigilancia del Instituto Nacional Electoral (INE) y la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade) para evitar que se use el proceso electoral para el enriquecimiento ilícito.

Las sanciones a aplicar son multas económicas e inhabilitaciones temporales para participar en adquisiciones.

La Secretaría de la Función Pública también examinará a equipos de campaña, empresarios y otros particulares.

Fuente: Excélsior

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here