En audiencia en Italia, el ex gobernador de Tamaulipas, Tomás Yarrington, insistió en su inocencia y dijo ser un perseguido político.
Insistió que las acusaciones por el delito de narcotráfico, presentadas tanto por México, como por Estados Unidos, no son comprobables.
En el encuentro, las autoridades solicitaron decidir la extradición de Yarrington para el próximo 21 de septiembre.
El ex Gobernador fue detenido el pasado 9 de abril en Florencia y actualmente recluido en la cárcel de esa ciudad italiana.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here