Ha sido una muy mala semana para la comida que muchos consideran deliciosa. El lunes la OMS dijo que las carnes procesadas y rojas pueden aumentar la posibilidad de desarrollar cáncer y hoy un estudio afirma que el azúcar es tóxica.

Lee lo que se dijo de la carne

El estudio fue encabezado por el Dr. Robert Lustig del departamento de Pediatría de la Universidad de California, quien ha estudiado por años el efecto del azúcar en el cuerpo.

Los resultados apuntan que el consumir azúcar, más allá de las calorías y el peso de una persona, es causa del síndrome metabólico que desemboca en obesidad y diabetes.

El estudio involucró a 43 niños y jóvenes de entre 8 y 18 años hispanos o afroamericanos, a quienes se les preguntó de manera detallada su alimentación para tener un promedio de calorías consumidas al día.

Luego, diseñaron un menú especial para cada uno que debían seguir por nueve días y que tenía las mismas calorías que su promedio de consumo diario. La única diferencia es que el azúcar fue sustituida por almidones.

Quitamos el pollo teriyaki y pusimos salchichas de pavo. Quitamos el yogurt dulce y pusimos papas horneadas. Quitamos los pastelitos y pusimos bagels. Así que no hubo cambio en el peso de los niños ni en las calorías”, explica Lustig.

El estudio encontró que algunos niños pasaron de ser resistentes a la insulina, un estado precursor de diabetes que evita metabolizar toda la azúcar consumida, a ser sensibles a la insulina. El nivel de glucosa en sangre en ayunas se redujo 53%, al igual que la cantidad de insulina producida.

Los niveles de triglicéridos y colesterol LDL también bajaron y la grasa en el hígado se redujo.

Aunque algunos niños bajaron de peso, la mejora en los indicadores no fue resultado de esto, ya que quienes no bajaron presentaron resultados similares.

Lustig advierte que reemplazar azúcar por almidones no es lo ideal, ya que también son fuente importante de calorías y grasa, pero prueba que el azúcar es tóxica para el cuerpo más allá de las calorías que se consumen y del peso de la persona.

Hay quienes ya han hecho críticas al estudio, como Susan Roberts, profesora de la Universidad de Tufts. Ella afirma que tanto la dieta como el peso ayudan a mejorar el metabolismo y critica que se intente culpar sólo al azúcar, además de que puede hacer un sesgo de los niños al autorreportar su dieta.

Mientras que otros han criticado que esto pueda iniciar una guerra contra el azúcar y se deje de lado otro problema más grande, la ingesta de calorías más allá de lo recomendable.

*gl

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here